TERCERA VICTORIA CONSECUTIVA DE UN GRAN FONCAIR DAIMIEL FS, ANTE EL FS TOMELLOSO.

0

 238 visitas,  3 visitas hoy

Juan Carlos Sánchez-Camacho y Andrés Díaz Blanco

FONCAIR DAIMIEL FS 4 FS TOMELLOSO 3

Foncair Daimiel FS: Miguel Angel, Canuto, Joni, Diego y Kilalo.

También jugaron: Felipe, Arturo, Paco, Quique, Jonás y Cristian

Tomelloso FS: Jesús, Jonatan, Alejandro, Miguel y David.

También jugaron: Israel, pablo, Sergio, Luismi, Emi y Alberto.

Arbitro: Hervás Muñoz (buena actuación)

Goles: 1-0 (Kilalo 12’); 1-1 (Alberto 24’); 1-2 (Emi 25’) 2-2 (25’ Joni); 2-3 (30’ Sergio); 3-3 (33’ Arturo); 4-3 (36’ Paco)

Incidencias: Encuentro correspondiente a la decimotercera jornada de la Primera Preferente de Futbol Sala, con la presencia de unos 450 espectadores en las gradas.

         Si el futbol sala, como ya hemos dicho en reiteradas ocasiones, es un deporte que esta en alza y de moda, entre los aficionados al deporte en general, gran culpa de ello tienen encuentros como el presenciado el pasado sábado en el pabellón deportivo de nuestra localidad, entre el Foncair Daimiel FS y el FS Tomelloso.

         Dos equipos, el local que viene de ascender de categoría, y el visitante de descender de la Tercera División, que estaban ocupando la séptima y octava posición en la tabla, respectivamente, y que llegaban ambos a este choque, con la intención de sumar los tres puntos en juego, para acercarse a los puestos cabeceros de la tabla.

         Y a bien, que esta circunstancia, la de querer los puntos en juego que se pudo ver desde el principio, con dos conjuntos implicados en la tarea. Eso sobre todo, en mayor medida, se le pudo observar a los púpilos de Javivi, en el primer periodo; ya que durante los primeros minutos del choque, la alta presión y concentración de los jugadores locales, impedía que los tomelloseros pudiesen inquietar con garantías al juvenil Miguel Angel, una vez más defensor de la portería daimieleña.

         La tensión y presión, de los de casa, traía sus frutos al marcador, pasado el ecuador del primer periodo, con el gol obra de Kilalo, que hacia justicia a lo que se estaba viendo en el pabellón, que no era otra cosa que, un gran encuentro el que estaban realizando los de Javier Montemayor (Javivi).

         Si bonita, y movida, fue la primera parte, sobre todo por los méritos de los locales, aún más fueron los segundos veinte minutos de encuentra ya que, estaba claro, los de Tomelloso no podían irse de Daimiel sin exhibir el potencial y calidad que, todos y cada uno de los jugadores que componen la plantilla que dirige Miguel Moreno, la que militó la pasada temporada en la Tercera División, atesoran en sus piernas.

         Esto se tradujo en una segunda mitad, jugada de tú a tú, en donde las ocasiones de gol, en una y otra portería empezaron a aparecer con mayor asiduidad que en la primera mitad. Esto hizo que Alberto empatara el encuentro, a los cuatro minutos de su reanudación, llegando un minuto más tarde la momentánea ventaja en el marcador para los de Tomelloso, por medio de Emi.

Momentánea, decimos, ya que el último y flamante fichaje daimieleño, Joni, se encargaba segundos más tarde de poner de nuevo las tablas en el marcador.

Minutos de excelente futbol sala, por parte de los dos equipos, los que estaban presenciando el numeroso público que, una vez más se daba cita en el pabellón. Emoción, igualdad y buen futbol sala, era la nota predominante en este segundo tiempo. Emoción que subió enteros cuando, al filo de la media hora de juego, Sergio ponía para los visitantes, de nuevo, la ventaja en el marcador.

         No por ello se vinieron abajo los locales que, alentados por su gran afición, se pusieron de nuevo el mono de trabajo para intentar zanjar lo antes posible la nueva ventaja de los de Tomelloso. Y ese empeño tuvo su premio, apenas tres minutos después con la igualada a manos de Arturo.

         El toma y daca era constante por parte de los dos equipos, exhibiendo ambos un futbol sala de muchos kilates que hacia que, en la grada la incertidumbre y la emoción se instalaran definitivamente.

         La euforia en esta grada tuvo su momento culmen, en el minuto treinta y seis de encuentro cuando Paco, driblo a varios jugadores, incluido el guardameta visitante, consiguiendo un auténtico golazo.

         A raíz de el cuarto gol local, y con cuatro minutos por delante, el mister visitante creyó oportuno poner toda la carne en el asado, poniendo sobre la cancha el portero-jugador, con dos jugadores, sobre todo, por encima del resto, Miguel de la Calle y el juvenil Pablo Navarro, que pusieron el “susto constante” en el pabellón con una bien trabajada táctica de “cinco”, que hizo gozar de varias clarísimas ocasiones de gol, para los visitantes. Pero ahí apareció otro juvenil, el de casa, el portero Miguel Angel, que tuvo varias intervenciones de auténtico mérito, para desbaratar la oportunidad de un nuevo empate.

         Gran actuación de Miguel Angel, y también colectiva que hizo que los tres puntos quedaran en casa, y de esta forma, conseguir sumar los últimos nueve puntos que ha habido en juego, lo que hace que los de Javivi, escalen hasta la sexta posición en la tabla.

         En resumidas cuentas, encuentro de los que hacen afición.

Compartir.

Sobre el autor

Déjanos un comentario, no hay que registrarse