RUBÉN SOBRINO, TITULAR Y GOL

242

 2,675 visitas,  18 visitas hoy

El de Daimiel está obligando a Manuel Pellegrino para que, cada vez más, cuente con él. Sus actuaciones convencen y el público de Vitoria-Gasteiz dedica grandes comentarios alabando la calidad del daimieleño.
Y no es para menos, ya que el manchego cedido al Alavés por el Manchester City, de nuevo cuajó una excelente actuación, tras superar la pasada lesión muscular que le impide participar con peso en las ideas del míster vitoriano. Rubén Sobrino apunta alto. En el minuto 16, de espaldas a la portería y girando sobre sí mismo, realizó una preciosa maniobra en el área deshaciéndose del defensa marcador evitando el portero bético Adán el gol del empate. Posee visión de juego ofensivo, al primer toque y en velocidad, resultando un incordio permanente para las defensas rivales, en este caso la del Betis. Su entrenador le permite libertad por toda la delantera alavesa, bajando para ayudar en defensa y generando juego desde mediocampo, incorporándose con su velocidad y con mucho peligro, como ocurrió en el minuto 31 al plantarse sólo ante el portero andaluz y rematar fuera del marco por pocos centímetros, hasta que a la tercera oportunidad, en veloz contraataque con centro lateral de Vigaray, la enchufó entrando en carrera por el centro. El gol lo celebró con una alegría tremenda, que nos contagia a sus  paisanos. Ocurría en el minuto 51, haciendo justicia a su constante intervención en el juego, siendo el futbolista más mencionado por los locutores de tv, que no le regatearon elogios.
Segundo gol de R. Sobrino en primera división, que a buen seguro le verá explotar si le respetan las dichosas lesiones musculares. El alto nivel competitivo del Alavés se manifestó en Sevilla con el futbolista daimieleño participativo y luchador, creando ocasiones y generando juego ofensivo. Espectacular Alavés, con 1-4 ante el Betis en Sevilla y gol de nuestro paisano, con autoridad y destacando por méritos propios.

Compartir.

Sobre el autor

Déjanos un comentario, no hay que registrarse