CARLOS ARANDA A HOMBROS

0

 6,347 visitas,  1 visitas hoy

Dibujó lances de orfebrería taurina el novillero de Daimiel. A su paso por Miguelturra en este 2021, Carlos Aranda dejó impronta de novillero cuajado, próximo a una alternativa en busca de retos de superior rango. Mostró clase, estilo y  veteranía, conjunción ideal para el buen toreo.

Gran número de aficionados de la provincia, clásicos de la tauromaquia, se dieron cita en la vecina localidad miguelturreña para contemplar en directo el festejo míxto compuesto por el rejoneador Alexis Navarro y los novilleros Carlos Aranda y Manolo Vázquez. La novillada de Apolinar Soriano, procedencia Núñez, resultaron desiguales de juego aunque de magnífica presencia.

El de Daimiel cuajó en su primero lo mejor de la tarde – noche, con oficio, clase y calidad. Con el capote esgrimió tafalleras con remate de regusto. Se destapó Aranda con la muleta, en lances despaciosos y de buen son que transmitieron lo mejor de la tauromaquia.  Temple y magia que sólo el buen toreo es capaz de crear y transmitir. La afición presente sintió los momentos emocionantes que plasmó Carlos Aranda, con naturales de cartel, toreando despacito y mucho sentimiento.

Dos orejas al esportón del daimieleño, que sufrió luxación de hombro al descabellar a su oponente. Recibió ovación con saludos en su segundo, novillo incierto que no permitió faena.

Manolo Vázquez, sevillano de dinastía taurina, poco pudo hacer ante sus difíciles astados, nada propicios para el desarrollo de su concepto taurino. Le seguimos esperando, confiados en su toreo natural propio de la dinastía que representa. Palmas en los dos.

Alexis Navarro no tuvo suerte con los novillos, pero aún así obtuvo una oreja.

A hombros salió Carlos Aranda, el de Daimiel, con dos orejas de su primero ante el que supo lucir su buen concepto, elegante y sentido. Bravo por nuestro paisano!!

Compartir.

Sobre el autor

Déjanos un comentario, no hay que registrarse