“GRIETAS EN EL AGUA”

6

 896 visitas,  1 visitas hoy

Son muchos y muy variados los artistas daimieleños que se explayan por el mundo desarrollando su arte. Y en esa gira universal también hacen escala en Daimiel, “origen” en buena medida. Es el caso de José Merino Aldea, quien es fácil de identificar con nuestra ciudad por su segundo apellido. José Merino y Pepa Sanz, Girasol Flamenco Producciones, hacen escala en el Teatro Ayala con su espectáculo de danza “Grietas en el agua”. Una historia con tintes tragicómicos contada a través de la Danza, la Música y el Teatro. Con el apoyo de la Comunidad de Madrid, fusiona la danza contemporánea, con la danza española y registros flamencos.

Entre el vestíbulo y un palco del Teatro Ayala mantenemos esta entrevista con José Merino, mientras los técnicos instalan sonido, luces y decorados para la función.
-José Merino, de madre daimieleña, María Teresa Aldea Martín-Consuegra, muchos años empleada junto a su hermana gemela en la antigua tienda de Augusto Negrillo…
Tengo mi domicilio en Madrid, vivo actualmente en Móstoles, sin dejar recorrer España con nuestra representación, tras viajar con distintas compañías por Italia, Francia, E.E.U.U., Australia, Alemania, Inglaterra, donde viví durante dos años en Londres…, como actuante en danza.
-¿Cuándo te inicias en este arte?
Empecé a los 13 años y he pasado por el Conservatorio de Madrid, el Ballet de Madrid de José Granero, posteriormente con el ballet de Antonio Canales, el C. Coreográfico Nacional de Normandía y el Ballet Nacional de España, donde permanecía cerca de 8 años… ahora, ya experto en mi profesión vocacional, estoy asociado a Pepa Sanz con la Compañía Girasol Flamenco.
-El espectáculo “Grietas en el agua”, lo habéis representado en muchas poblaciones…
Por toda España. Madrid, Toledo, Málaga, Ciudad Real, Daimiel…
-¿Cuál es vuestra intención, desde el escenario?
Pretendemos mostrar algo muy virtuoso, íntimo, actuamos para nosotros, nos hemos dado ese gusto y ha funcionado nuestra intención, llegando a transmitir al público. Una actriz principal y 2 bailarines, llevan el peso de la función, eso sí, los tres somos veteranos.
-Te sentirás un poco en casa, y arropado por los tuyos, familia incluida…
Sí, sí, tenemos sin duda ambiente a favor, ya es la 2ª vez que actuamos en Daimiel y eso se nota.
-Nos comentabas tus actuaciones en grandes ciudades y en relevantes escenarios del mundo, ¿dónde te has sentido más aplaudido, aclamado, notando el calor del público?

En el Teatro Real de Madrid, me sentí entre grandes olés y vítores del público, pero en salas alternativas con menor afluencia de personas también he notado la empatía. El artista busca cercanía y calor más que la fama y la gloria. En alguna función me he llegado a lesionar, con fractura de costillas, todo producto de mi fogosidad, actúas para ti mismo y sin darte cuenta te autolesionas, la gestualidad a veces es más fuerte que el físico.
 
-¿Tus proyectos de futuro?
Pasan por el presente, con nuestra gira de “Grietas en el agua”. Tengo un estudio de danza en Madrid, Estudio de Danza José Merino, a tope de alumnos, a quienes dedico el tiempo preciso para su educación artística. Lo compagino con una empresa on-line en Australia, relacionada con la orientación del flamenco a nivel mundial, con cerca de 12.000 asociados, “Flamenco Bites”.com es su dirección. Y seguimos en este apasionante arte…
Compañía Girasol Flamenco, con raíces de Daimiel. Gracia, José.

Compartir.

Sobre el autor

Déjanos un comentario, no hay que registrarse